lunes, 30 de enero de 2012

Helado de Fresa


¡Hola amigas y amigos! ya casi termina el primer mes del año, y rápidamente comienzan los días festivos, que siempre nos ponen como locos a pensar en que regalar o si hacer una comida especial, etc. Sin embargo, creo que uno de los días que más nos enloquece a todos es el Día de los enamorados. Así que les traigo la solución perfecta para este día, es un postre sencillo, muy romántico y que además podemos preparar con anticipación para no estar corriendo el mismo día del evento.

Todo el mundo ama los helados, pero si lo acompañamos con sirope de fresa, fresas fileteadas y además, crema batida, se convierte en un postre perfecto y delicioso para una velada romántica.
Podemos comprar el helado y el sirope, pero si en verdad quieres lucirte en este día especial, es mucho más impresionante y especial ofrecer algo hecho con nuestras propias manos. Además, esta receta es bastante sencilla de realizar y no requiere máquinas especiales, que pueden ser bastante costosas.

Otra cosa que me encanta de hacer el helado en casa es que con poca cantidad de ingredientes resulta muchísima cantidad de helado, así que es una receta muy rendidora, ideal para el bolsillo. 
Espero que disfruten haciendo helado en sus casas, por supuesto no sólo en ese día de los enamorados, sino para sus niños, amigos o simplemente para consentirse a ustedes mismos!!! 

Me despido hasta la semana próxima, agradeciendo como siempre sus comentarios, sugerencias y tanto apoyo desde hace tantos años. Gracias por tanto cariño!!
Besitos,
Arianí Medina


Helado de Fresa


Ingredientes:
500 ml de leche líquida
125 gramos de azúcar
50 gramos de leche en polvo
60 ml de crema de leche
5 gramos de emulsificante
5 gramos de estabilizante
20 gramos de saborizante de fresa


Preparación: licuar la leche líquida junto con la crema de leche durante varios minutos para que tome aire, mientras que se mezclan todos los ingredientes en polvo en un recipiente aparte, es decir, el azúcar, la leche en polvo, el estabilizante y el saborizante, luego agregar éstos a la licuadora que contiene la leche líquida, sin dejar de licuar. Verter esta preparación en un envase metálico y llevar al congelador durante 4 horas. revolver enérgicamente la preparación cada 45 minutos aproximadamente. una vez pasadas las 4 horas, sacar del envase y batir agregando el emulsificante. Batir el helado hasta que incorpore suficiente aire como para que la mezcla crezca.  Llevar de nuevo al congelador aproximadamente 12 horas para que tome consistencia y servir después cada vez que se desee.


Sirope de Fresa


Ingredientes:
2 tazas de agua
1 taza de azúcar
fresas al gusto


Preparación: colocar el agua y el azúcar a hervir durante 5 minutos. una vez que el almíbar enfríe, procesar junto con las fresas hasta obtener una mezcla espesa.



martes, 17 de enero de 2012

Crumble de Manzana

Desde hace varias semanas tenía el antojo de preparar este postre, pero con la intención de comenzar la famosa dieta de enero, me estaba conteniendo, hasta que finalmente (con la vieja excusa que no se dañaran las manzanas) hice esta delicia de dulce, que es en mi casa uno de los favoritos, ¡porque lo servimos caliente y acompañamos con helado de mantecado o crema batida!


Este postre es prácticamente perfecto para mí, ya que la preparación es muy fácil, rápida, y además contiene manzana que es probablemente una de las frutas con mayores beneficios para la salud.

 La manzana es aliada en contra del colesterol y la diabetes, es antinflamatoria, diurética, depurativa, actúa a la vez tanto como laxante suave como astringente, e incluso le atribuyen beneficios para el corazón por su contenido de flavonoides.


Este rico postre de origen Inglés y al parecer de la 2da Guerra Mundial, puede prepararse con manzana, o puede sustituirse por otras frutas como melocotón, ciruelas, fresas, peras o moras, siendo lo importante la cubierta crocante que lleva encima, a la que en algunas otras versiones le colocan leche en polvo, cereales o galletas trituradas.




Una receta como esta es indispensable en casa para consentir nuestro paladar, además es ideal para probar con nuevos elementos añadiéndole un toque personal.
¡Espero que prueben haciendo esta Crumble y me cuenten cómo la han personalizado!

Se despide con mucho cariño,

Arianí Medina



Crumble de Manzana


Ingredientes: 

300 gramos de harina
175 gramos de azúcar
200 gramos de margarina sin sal

Para el relleno:
450 gramos de manzanas en cuadros
50 gramos de azúcar
1 cucharada de harina
canela al gusto

Preparación:
Precalentar el horno a 190°C.
Mezclar los 300 gramos de harina con los 175 gramos de azúcar, y luego añadir la margarina, mezclando bien los ingredientes hasta obtener migas.
Aparte mezclar todos los ingredientes del relleno y colocar en un molde engrasado con un poco de margarina. 
Sobre el relleno verter la mezcla de harina y llevar al horno durante 40 a 45 minutos. Retirar del horno cuando la cubierta esté dorada y el relleno burbujee.

lunes, 9 de enero de 2012

Deliciosa Torta Charlotte


¡Hola y feliz año para todos! Espero que hayan tenido unas navidades llenas de mucha alegría, risas en familia y comida deliciosa, como fueron las mías.
Ya que este es el primer post del año, no puedo imaginarme una mejor manera de comenzar el 2012 que haciendo una torta Charlotte, que no sólo es un postre muy sabroso, sino tiene una presentación muy linda.


Esta torta es un clásico de la pastelería, y aunque hay algunas dudas acerca del origen de su nombre, la mayoría de los historiadores coinciden en que fue llamada así en honor a la reina Charlotte de Inglaterra (1744-1818).

La torta originalmente se servía caliente y rellena con frutas, pero más adelante surgió una versión fría, que es la receta que yo les traigo en esta ocasión.


Esta versión de la torta está rellena con una mousse de chocolate negro amargo o bitter, que contrasta de una manera excelente con el dulzor y la acidez de las fresas, sin embargo, para algunas personas este chocolate resulta muy fuerte, y en ese caso se puede sustituir por chocolate de leche. También es preferible hacer este cambio cuando los principales comensales sean niños.


Tengo que confesar que a mí particularmente me encanta hacer esta torta, porque es muy sencilla de hacer, no se necesitan muchos ingredientes, es rápida (sólo hay que esperar que la mousse se endurezca en la nevera) y me fascina el detalle de la cinta alrededor de ella.En realidad mis hijas se ríen mucho de mi porque cada vez que quiero llevar un postre para alguna celebración, siempre digo que voy a hacer una Charlotte, a lo que ellas dicen "¿otra vez?". Igual la hago, y todo el mundo queda ¡feliz! (incluso ellas).

Les dejo a continuación la receta de esta riquísima torta, espero que la disfruten y sigan visitando el blog para aprender mucho más de este dulce arte.

Besitos,

Arianí Medina




Torta Charlotte

Ingredientes:
500 gramos de chocolate bitter o amargo en gotas o troceado.
1 litro de crema de leche
fresas a gusto
plantillas


En un aro metálico colocar las plantillas alrededor y algunas en el fondo.
Colocar la mitad de la crema de leche en la nevera para que enfríe y luego batir hasta que monte.
Calentar en el microonda la otra parte de la crema de leche y agregar sobre el chocolate troceado. Esperar que el chocolate se vaya derritiendo sin tocarlo, y luego revolver con movimientos suaves envolventes, utilizando una paleta de madera.
A la crema ya montada verter encima la crema de chocolate derretido, y revolver con movimientos envolventes hasta que la mezcla esté integrada.
Verter la mousse de chocolate en el centro de las plantillas y aplanar la superficie con una espátula.
Dejar la torta en la nevera hasta que la mousse tenga consistencia. Luego, retirar el aro metálico, colocar las fresas en la parte superior de la torta y la cinta alrededor de ésta.



domingo, 8 de enero de 2012

Los Golfeados



Hola a todos!!!
Por fin puedo de nuevo escribirles, sé que los tenía olvidados, pero debido a los problemas con el servidor de la página web no había podido hacerlo. Ya que la semana pasada no pude escibir en mi blog, esta semana me sentí inspirada a compartir con ustedes una receta muy especial.
Esta es una maravilla de receta porque es sencilla y el sabor de los golfeados es inolvidable. A mí que me encanta este postre, además muy caliente y acabado de hacer, es difícil conseguirlo en la calle justo como me gusta, y es que no sé si a todos les sucede lo mismo pero a mí me parece que como dicen "ya no los hacen igual".
Lo mejor de todo es que uno se puede lucir llevando a una reunión estos golfeados, además que los ingredientes no son costosos.
En particular a mí me gusta colocarle el queso que lleva en la receta, del tipo blanco duro rallado, pero al servir siempre acompaño mi golfeado con queso de mano, y es la combinación mágica, aunque siempre ustedes podrán agregar o quitar un poco de anís, canela o queso, para adaptar la receta a su gusto.

Sólo sigan las instrucciones, sé que muchos de ustedes ya vieron la preparación en el programa de televisión, pero nunca está de más tener la receta anotadita con todas las especificaciones como Dios manda.
 Así que disfruten de estos divinos golfeados, y los espero hasta la semana que viene para un nuevo post,

Besitos,

Arianí Medina


Golfeados


1 cucharada de levadura
1/2 taza de agua tibia
1 taza de leche líquida
300 gramos de margarina sin sal
1 cucharada de sal
3 1/2 cucharadas de azúcar
3 huevos
1 kilo de harina todo uso

Para el relleno:
10 gramos de anís dulce
30 gramos de canela
150 gramos de panela rallada grande
150 gramos de azúcar
200 gramos de queso blanco duro rallado grande

Preparación:
Colocar la levadura en el agua y 1/2 cucharada de azúcar, dejar reposar hasta que fermente. Colocar la harina sobre la mesa, hacer un hueco en el centro y verter mientras amasa la levadura diluida, la leche, margarina, sal, el resto del azúcar y los huevos. Amasar la mezcla hasta que no queden grumos. Colocar la masa en un envase, tapar con un paño y dejar reposar durante 15 minutos.
Una vez crecida la masa, tomar la mitad de la mezcla, extender de forma rectangular, recordando colocar harina en la masa y en el rodillo.
Para el relleno de los golfeados, colocar en un envase todos los ingredientes y mezclar.
Agregar el relleno sobre toda la masa y proceder a enrollarla, retirando con una brocha el exceso de harina. Cortar rodajas y colocar en una bandeja y hornear. Luego de 15 minutos en el horno pintar los golfeados con almíbar de panela varias veces durante el horneado. Retirar del horno una vez dorador los golfeados y servir inmediatamente.


La Cubierta de Refresco de Colita


Hola a todos!!!
Esta semana, como las anteriores, quise escribirles acerca de las recetas básicas que se utilizan para las tortas decoradas. Esta receta de la cubierta de refresco de colita es una variante de la receta original de la cubierta Roy, ya que son parecidas.
 Esta receta no la podemos utilizar cuando necesitamos una cubierta totalmente blanca, ya que ella es naturalmente de color rosado por el refresco, pero el sabor es realmente muy sabroso y diferente al que se obtiene cuando agregamos esencias.

 Aunque en esta ocasión utilizamos refresco de Colita, lo bueno de esta receta es que nos da las instrucciones para hacer una cubierta que no sea a base de agua, y de esta manera sabemos que podemos usar cualquier jugo de fruta por ejemplo. Es decir, si queremos podemos añadir refresco de piña, uva, etc, jugos pasteurizados o algún concentrado de fruta hecho en casa.
 Así que esta es la razón principal por la que les traigo esta receta, y es que me parece fantástica, porque nos muestra como podemos hacer una cubierta prácticamente del sabor que deseemos sin depender de las esencias, que casi siempre conseguimos las mismas.


 El procedimiento y la forma de usarla es la misma que con la cubierta Roy, además también como ésta nos rinde más o menos para cubrir una torta de medio kilo o de 20 personas, y la duración también sería unas 3 semanas fuera de la nevera y 3 meses si la refrigeramos.  Al prepararla se guarda en un envase engrasado y para usarla se coloca en una mesa para comenzar a amasarla agregándole azúcar pulverizada hasta que tenga la consistencia deseada. Una vez amasada la cubierta no debe volver a la nevera, sino que debe mantenerse a temperatura ambiente en una bolsita para resguardarla del aire.

 Bueno amigos, aquí les dejo esta receta para que ustedes experimenten sustituyendo este sabor por el que más les guste (se me ocurre hasta con sabor a Malta), además me encantaría que después me contaran de que sabores la han hecho y cómo les ha resultado.
 Besos y un gran abrazo a todos!!!

CUBIERTA DE REFRESCO DE COLITA
2 cucharadas de gelatina sin sabor
1/4 taza de glicerina
1/4 taza de refresco de colita
1 cucharada de azúcar refinada
1/2 taza de glucosa
3 tazas de azúcar pulverizada

Preparación:
Mezclar la gelatina con el azúcar refinada luego hidratar en el refresco durante 3 minutos.  Llevar la mezcla a Baño de María y revolver muy bien. Una vez disuelta la gelatina agregar la glicerina y la glucosa hasta que la preparación esté homogénea. Retirar del Baño de María y agregar el azúcar pulverizada revolviendo muy bien. Guardar la preparación en un envase engrasado y tapar.

Rellenos para tortas decoradas



Saludos a todos!!!
En esta tercera publicación del blog, como les había prometido, quiero darles la receta de mi relleno, el que más utilizo, y comentarles acerca de opciones diferentes que podemos usar.


 A todos los dulceros nos encantan las tortas con unos rellenos deliciosos de frutas y con crema pastelera, pero en el caso de las tortas que van a decorarse con Cubierta no podemos satisfacer ese antojo, porque no pueden llevarse a la nevera luego de ser decoradas, por lo tanto tienen un tiempo de vida muy corto.  Entonces, el primer punto para rellenar una torta que va a ser cubierta es tomar en cuenta que debemos utilizar alimentos que no requieran ser refrigerados, como por ejemplo, chocolate, frutos secos, leche condensada, margarina, etc.
Principalmente por su duración, pero también por su textura, cremosidad y versatilidad, esta crema es casi perfecta para todo y combina con cualquier ocasión, ya que según la formalidad del caso la podemos acompañar con chispas de chocolate, cri-cri, almendras fileteadas o chocolate blanco troceado, que es lo que hago yo casi siempre.
 Aparte del Relleno Arianí, existen en el mercado algunas cosas que pueden funcionar muy bien para rellenar como lo son la nutella y el arequipe. Estas cremas son muy sabrosas y duraderas, sin embargo, no tienen mucho cuerpo y son un poco difíciles de distribuir en la torta. Si deseamos usar la nutella o el arequipe para rellenar, lo que yo recomiendo es mezclarlas con una pequeña cantidad de Relleno Arianí, para darles mayor cremosidad y no altera su sabor.
 Otra alternativa es agregar cacao al Relleno Arianí para hacerlo de chocolate. Si lo queremos con un suave sabor a chocolate añadimos unas pocas cucharadas de cacao, y con un poco más obtendremos un relleno más fuerte.
Aquí vemos como también podemos colocarle colorante para darle color y un aspecto divertido para los niños.
 Otra opción es diluir un poco de café instantáneo, mezclarlo con el Relleno Arianí, y el resultado es una crema de café, perfecta para los amantes del café y la preferida de mi hija mayor.
A algunas personas no les gustan los rellenos a base de margarina, pero el secreto de esta crema es batirla por lo menos 20 minutos para que no sepa a margarina, obtenga aire y se vuelva casi una espuma.

 Un último punto es que es una crema muy suave que también sirve para frisar, porque pega la cubierta de una manera poco agresiva. Esto es importante porque aunque uno piensa que nunca te va a ocurrir, puede pasar que nos equivoquemos y tengamos que retirar la cubierta de la torta, entonces, este relleno nos permite poder quitar la cubierta, limpiarla y volver a utilizarla sin ningún problema.  En cambio, si usamos un relleno oscuro nos mancha la cubierta, y si es uno más pegajoso como el arequipe pega en exceso y dañaría la torta.

Podrán decir que yo utilizo mucho este relleno, y probablemente es cierto, pero como ustedes ya ven, tiene muchísimas ventajas y por eso me encanta.
Un beso para todos los lectores, a quienes agradezco enormemente por leer mis recetas y por dejar sus comentarios, siempre muy importantes para mí.
Los quiero muchísimo,

Besitos,

Arianí Medina

RELLENO Y FRISO ARIANÍ
300 gramos de margarina sin sal
1 lata de leche condensada de 400ml
7 cucharadas de leche en polvo
7 cucharadas de azúcar pulverizada

Cremar la margarina durante 20 minutos aproximadamente. Mientras continuamos batiendo agregar la leche condensada poco a poco en forma de hilo. Por último, añadir la leche en polvo y el azúcar pulverizada.

La Cubierta para tortas



Hola a todos!!!
Me contenta muchísimo poder estar en contacto con todos los seguidores de la repostería a través de este blog, y haber recibido tantos comentarios positivos en la primera entrega fue muy emocionante, además me motiva a seguir brindándoles más de mis trabajos.
Esta semana, como les había comentado, el blog está dedicado a las cubierta para tortas.
No hay manera de decorar una torta que quede más bella que usando una cubierta.  Es algo trabajoso, porque hay que amasar y amasar muchísimo, pero hay que reconocer que bien vale la pena el esfuerzo, y si no, pongan a los esposos y novios a que las ayuden, porque definitivamente nos llevan ventaja en cuanto a la fuerza que se necesita para amasar.

Aunque actualmente podemos comprar las cubiertas ya hechas en las tiendas de repostería, considero que es importante saber hacerla, por si acaso tenemos que prepararla de emergencia.
Existen muchos tipos de cubiertas, las que le dicen laminadas, gamuzadas, etc. Desde hace ya muchos años yo me casé con una receta fantástica, que es la Cubierta Roy.  En mis inicios la preparaba un poco diferente, incluso llegué a experimentar un poco mezclándola con la cubierta marshmellow, pero nunca me convenció totalmente el resultado, además que era ¡el doble del trabajo!

En resumidas cuentas, esta es la receta de la Cubierta Roy que yo realizo, y cómo siempre les digo a mis alumnas: yo sólo hago esta cubierta porque me funciona para cubrir tortas, hacer modelados, esculturas, tortas infantiles, de bodas, etc. y no la cambio por ninguna otra.


Por supuesto, depende de cada quien si les gusta o prefieren utilizar alguna otra para otro tipo de trabajo, mi consejo es que traten de hacer una sola receta muchas veces hasta que la conozcan muy bien y la hagan a la perfección.
Esta receta que les coloco abajo alcanza para una torta de medio kilo, que es la torta de 6 huevos, etc., es decir para 20 personas.  Si necesitamos hacer una torta para el doble de personas, simplemente multiplicamos todos los ingredientes por 2 y listo.  También hay que sacar la cuenta si tenemos que realizar algún modelado o detalle adicional.

Esta cubierta dura hasta 3 semanas a temperatura ambiente (ojo, no debajo del sol de río chico) y unos 3 meses en la nevera (no congelador), así que la podemos preparar con bastante anticipación para siempre estar preparados.
Después de preparar la cubierta podemos utilizarla al momento (lo que no es tan recomdable) o por lo menos refrigerarla media hora para que esté más consistente para amasarla.

Otra recomendación es agregarle esencias que sean transparentes y que se adapten a todos los gustos. En mi caso, no me gusta la esencia de almendra y me encanta la de nata, vainilla o leche condensada, porque son suaves y combinan con tortas para cualquier ocasión.
Aunque esta sea mi favorita, más adelante compartiré con ustedes algunas variaciones de esta receta y otras cubiertas más para las tortas.

Me despido de ustedes hasta la semana próxima, en la cual les escribiré acerca de los diferentes rellenos para las tortas decoradas.
Mil gracias de nuevo por sus comentarios, todos han sido muy nutritivos, divertidos y super interesantes.

Besitos,


Arianí Medina


CUBIERTA  ROY

1/4 taza de agua
2 cucharadas de gelatina sin sabor
1/4 taza de glicerina
1/2 taza de glucosa
esencia al gusto
3 tazas de azúcar pulverizada

Hidratar la gelatina en el agua y dejar reposar por unos minutos. Colocar la gelatina en baño de maría y revolver hasta que esté muy bien disuelta. Agregar la glicerina, glucosa y la esencia mientras se mueve con una cucharilla. Una vez que la mezcla esté homogénea retirar del baño de maría, agregar el azúcar pulverizada cerniendo ésta directamente sobre la preparación.  Revolver enérgicamente, guardar en un envase engrasado y tapar.
Para usar la masa, amasarla con dos a tres tazas más de azúcar pulverizada o hasta que ésta adquiera la consistencia deseada.




sábado, 7 de enero de 2012

La Torta Casera







Hola a todos!!!
Quiero darles la bienvenida a mi blog, un lugar donde podré estar en contacto con todos los seguidores de mi trabajo, y fieles asiduos a la repostería.

Me emociona muchísimo compartir este espacio tan especial con ustedes, ya que aquí tendré la oportunidad de colocar mis recetas, darles todos mis consejos e ideas, y en fin comentar acerca de todo lo que tiene que ver con el mundo de la repostería.


En este primer post quiero comenzar por el principio, y lo primero en la repostería no puede ser otra cosa que la preparación de la torta.  Una vez que somos expertas haciendo una rica torta nos parece algo muy fácil, y especialmente aquí en Venezuela donde ya las niñas de 10 años hornean a la perfeción el biscocho que les enseñó a hacer su mamá, su abuelita o sus tías.




Estoy segura que cada uno de ustedes tiene su propia receta super fabulosa que hace desde muy pequeña, y que también le han ido agregando su toque personal, pero yo aquí les traigo mi receta, que muchos de ustedes ya conocen y han probado.  Esta receta es muy sencilla de hacer, en mi caso, la preparo siguiendo muy bien las reglas (como deben hacerse todos los postres) y siempre obtengo una torta suave, esponjosa, no tan dulce, en fin, de consistencia y sabor perfecta para realizar una decoración sobre ella.


Esta es mi torta, básica pero con mil usos y por eso siempre será mi caballito de batalla (y el de mis hijas también).


Entre uno de estos mil usos de los que hablo, está la esponjocita, que es una de mis creaciones más divertidas.  Simplemente utilizamos un tostador de arepas para cocinar la receta de la torta, en vez del horno, y obtenemos estas deliciosas, super rápidas y como su nombre lo indica esponjosas.
Aunque yo personalmente las prefiero con azúcar solamente, también podemos colocarles encima un poco de chocolate, salsa de caramelo, glaseado de colores, ya que combinan con todo y funciona para darles una presentación más llamativa.





Me despido hasta la semana que viene dejándoles mi receta de la Torta casera del 1,2,3, y con muchísmo cariño y entusiasmo por el inicio de este blog en el que semanalmente les podré ofrecer mucho más de mi trabajo.
No se pierdan el blog la semana que viene, ya que les estaré escribiendo acerca de las recetas para las ¡cubiertas de las tortas!


Besos,


Arianí Medina




TORTA CASERA DEL 1, 2, 3


1 taza de margarina sin sal o 250 gramos
2 tazas de azúcar
3 tazas de harina todo uso
3 cucharaditas de polvo de hornear
1 taza de leche líquida
6 huevos


Batir la margarina, agregar el azúcar y una vez que la mezcla esté homogénea añadir las yemas una a una. Aparte, cernir la harina junto con el polvo de hornear. Agregar la harina a la preparación alternando con la leche, mientras continúa batiendo a velocidad lenta. En un bol aparte, batir las claras a punto de nieve, y luego añadir a la mezcla anterior en tres partes, revolviendo suavemente de manera envolvente y preferiblemente haciendo esto de manualmente.
Esta torta puede hornearse en un molde de 28 cm, a 280°F durante una hora aproximadamente.  Rinde para 20 porciones.