domingo, 8 de enero de 2012

Rellenos para tortas decoradas



Saludos a todos!!!
En esta tercera publicación del blog, como les había prometido, quiero darles la receta de mi relleno, el que más utilizo, y comentarles acerca de opciones diferentes que podemos usar.


 A todos los dulceros nos encantan las tortas con unos rellenos deliciosos de frutas y con crema pastelera, pero en el caso de las tortas que van a decorarse con Cubierta no podemos satisfacer ese antojo, porque no pueden llevarse a la nevera luego de ser decoradas, por lo tanto tienen un tiempo de vida muy corto.  Entonces, el primer punto para rellenar una torta que va a ser cubierta es tomar en cuenta que debemos utilizar alimentos que no requieran ser refrigerados, como por ejemplo, chocolate, frutos secos, leche condensada, margarina, etc.
Principalmente por su duración, pero también por su textura, cremosidad y versatilidad, esta crema es casi perfecta para todo y combina con cualquier ocasión, ya que según la formalidad del caso la podemos acompañar con chispas de chocolate, cri-cri, almendras fileteadas o chocolate blanco troceado, que es lo que hago yo casi siempre.
 Aparte del Relleno Arianí, existen en el mercado algunas cosas que pueden funcionar muy bien para rellenar como lo son la nutella y el arequipe. Estas cremas son muy sabrosas y duraderas, sin embargo, no tienen mucho cuerpo y son un poco difíciles de distribuir en la torta. Si deseamos usar la nutella o el arequipe para rellenar, lo que yo recomiendo es mezclarlas con una pequeña cantidad de Relleno Arianí, para darles mayor cremosidad y no altera su sabor.
 Otra alternativa es agregar cacao al Relleno Arianí para hacerlo de chocolate. Si lo queremos con un suave sabor a chocolate añadimos unas pocas cucharadas de cacao, y con un poco más obtendremos un relleno más fuerte.
Aquí vemos como también podemos colocarle colorante para darle color y un aspecto divertido para los niños.
 Otra opción es diluir un poco de café instantáneo, mezclarlo con el Relleno Arianí, y el resultado es una crema de café, perfecta para los amantes del café y la preferida de mi hija mayor.
A algunas personas no les gustan los rellenos a base de margarina, pero el secreto de esta crema es batirla por lo menos 20 minutos para que no sepa a margarina, obtenga aire y se vuelva casi una espuma.

 Un último punto es que es una crema muy suave que también sirve para frisar, porque pega la cubierta de una manera poco agresiva. Esto es importante porque aunque uno piensa que nunca te va a ocurrir, puede pasar que nos equivoquemos y tengamos que retirar la cubierta de la torta, entonces, este relleno nos permite poder quitar la cubierta, limpiarla y volver a utilizarla sin ningún problema.  En cambio, si usamos un relleno oscuro nos mancha la cubierta, y si es uno más pegajoso como el arequipe pega en exceso y dañaría la torta.

Podrán decir que yo utilizo mucho este relleno, y probablemente es cierto, pero como ustedes ya ven, tiene muchísimas ventajas y por eso me encanta.
Un beso para todos los lectores, a quienes agradezco enormemente por leer mis recetas y por dejar sus comentarios, siempre muy importantes para mí.
Los quiero muchísimo,

Besitos,

Arianí Medina

RELLENO Y FRISO ARIANÍ
300 gramos de margarina sin sal
1 lata de leche condensada de 400ml
7 cucharadas de leche en polvo
7 cucharadas de azúcar pulverizada

Cremar la margarina durante 20 minutos aproximadamente. Mientras continuamos batiendo agregar la leche condensada poco a poco en forma de hilo. Por último, añadir la leche en polvo y el azúcar pulverizada.